Muere a los 101 años David Rockefeller; heredero de una poderosa dinastía

Nieto del famoso magnate petrolero John D. Rockefeller, fundado de Standard Oil, murió en su ciudad natal, Nueva York, a la edad de 101 años.

david

El ahora fallecido creó la Comisión Trilateral en 1973, considerada una de las organizaciones privadas más influyentes del mundo.

El multimillonario estadounidense David Rockefeller murió este lunes a los 101 años en su residencia en las afueras de Nueva York. Según indicó un vocero de la familia, murió mientras dormía.

Nacido en Nueva York el 12 de junio de 1915, David Rockefeller, era el último superviviente de su generación dentro del clan Rockefeller, uno de los grandes nombres del capitalismo.

Su abuelo, John Rockefeller, está aún considerado como el estadounidense más rico de todos los tiempos y como la persona más acaudalada de la historia moderna.

A David Rockefeller, el más joven de los seis hijos de John Rockefeller Jr., la revista Forbes le atribuía hoy pocas horas antes de conocerse su muerte una fortuna de 3.300 millones de dólares.

La gigantesca corporación petrolera conocida hoy en día como ExxonMobil es descendiente de Standard Oil, la legendaria empresa fundada por John David Rockefeller en 1870.

En 1911, el Supremo dio la razón al Gobierno al determinar que John D. Rockefeller había logrado para Standard Oil, un monopolio ilegal y contrario al espíritu de la libre competencia. A la Standard Oil se le acusaba de haber construido su imperio absorbiendo a la competencia a golpe de talonario.

Las leyes antimonopolio segregaron en diferentes compañías los negocios de refinería y de distribución de petróleo, y de allí nacieron las siete hermanas (entre ellas, Amoco, Mobil, Chevron o Exxon). Sin embargo éstas no sólo incrementaron su valor, sino que hicieron todavía más rico al que ya era el hombre más rico del mundo.

El heredero Rockefeller se graduó en Harvard e hizo un doctorado en Economía por la Universidad de Chicago. En 1942 se alistó voluntariamente en el ejército y ejerció como funcionario de inteligencia en Argelia y ayudante del agregado militar en París, donde se licenció con el rango de capitán tres años después.

Además de banquero, era filántropo y amante del arte, poseía obras de Picasso, Monet, Cézanne y Matisse y donó 150 millones de dólares (140 millones de euros) al Museo de Arte Moderno de Manhattan, co-fundado por su madre.

El ahora fallecido creó la Comisión Trilateral en 1973, considerada una de las organizaciones privadas más influyentes del mundo. Un organismo formado por miembros de Estados Unidos, Europa y Japón, que busca coordinar esfuerzos entre diferentes naciones “para asumir el liderazgo y resolver los problemas que enfrentan en común”. Entre los miembros de la Comisión Trilateral estaba el mexicano Lorenzo Zambrano, de CEMEX.

En 1949, David Rockefeller había sido el director más joven del Consejo de Relaciones Exteriores, otro poderoso organismo citado en múltiples conspiraciones.

La red está repleta de páginas y artículos sobre David Rockefeller describiéndolo como “el hombre más poderoso del planeta”. Según algunos investigadores, habría sido “uno de los líderes detrás del gobierno de este mundo globalizado”.

Entre Noticias/Agencias

Sin comentarios

Responder