Trump acusa a Obama de ser el causante de la intromisión de Rusia en las elecciones 2016

0

Trump opinó que los ciberataques rusos durante la campaña electoral de 2016 son una “farsa impulsada por los demócratas” durante la administración de Obama.

Obama - Trump - Putin

Trump se refirió también a la indecisión del gobierno de Obama, y de que funcionarios “titubearon” en su respuesta a Rusia. Trump añadió: “¿no querían perjudicar a Hillary?”.

El presidente estadounidense Donald Trump expresó hoy que el gobierno de su antecesor, Barack Obama, debe ser investigado por la presunta intromisión de Rusia en las elecciones del año pasado en Estados Unidos, ya que esas acciones sucedieron durante su administración.

En un mensaje enviado a través de su cuenta en la red social Twitter, Trump expresó que “puesto que se dijo al gobierno de Obama antes de las elecciones de 2016 que los rusos se estaban entrometiendo, ¿por qué no actuaron? Concéntrese en ellos, no en T”, en aparente alusión a su propio apellido.

El mandatario estadounidense pareció hacer referencia al informe publicado por el diario The Washingon Post, que reveló que Obama y su círculo cercano debatieron intensamente sobre cómo reaccionar a los informes de inteligencia que señalaban una intromisión de Rusia en las elecciones de Estados Unidos.

De acuerdo con el diario, Obama decidió adoptar una posición de bajo perfil, con medidas como sancionar a Rusia y pedir directamente al presidente Vladimir Putin detener las intromisiones, en vez de tomar acciones más severas y de carácter público.

El diario asentó que Obama no quería que una acción de mayor perfil fuera percibida como un intento de influir en el proceso electoral, además de que consideraba que el triunfo de Hillary Clinton era prácticamente seguro.

En otro mensaje enviado este sábado, Trump se refirió también a la indecisión del gobierno de Obama, y de que funcionarios “titubearon” en su respuesta a Rusia. Trump añadió: “¿no querían perjudicar a Hillary?”

Trump, que este jueves opinó que los ciberataques rusos durante la campaña electoral de 2016 son una “farsa impulsada por los demócratas”, volvió hoy a darles credibilidad para poder arremeter contra Obama, en una contradicción que demuestra su complicada relación con la trama rusa.

“Acaba de salir: la Administración de Obama supo mucho antes del 8 de noviembre (día de los comicios presidenciales de 2016) sobre la interferencia en las elecciones por parte de Rusia. No hizo nada al respecto. ¿POR QUÉ?”, escribió Trump en su cuenta de Twitter.

 

El mandatario incidió en el mismo tema durante una entrevista que se emitirá este domingo en la cadena Fox News, y de la que la cadena adelantó un extracto.

“He escuchado hoy por primera vez que Obama sabía lo de Rusia mucho antes de las elecciones, y no hizo nada al respecto. Pero nadie quiere hablar sobre eso”, afirmó.

 

Trump sugirió que él “apenas” ha tenido acceso a la “información que la CIA” dio a Obama sobre Rusia antes de las elecciones, lo que consideró “alucinante”.

“La pregunta es, si tenía la información, ¿por qué no hizo algo al respecto? Debería haber hecho algo al respecto. Pero no se puede leer sobre eso (en los medios). Es bastante triste”, agregó Trump.

 

El presidente se refería a un extenso artículo publicado hoy por el diario The Washington Post, que asegura que Obama recibió a comienzos de agosto de 2016 un informe extremadamente secreto de la CIA basado en fuentes del Gobierno ruso sobre la injerencia del Kremlin en el proceso electoral estadounidense.

Ese informe “detallaba la implicación directa del presidente ruso, Vladímir Putin, en una campaña cibernética para perturbar y desacreditar la carrera presidencial estadounidense”, con el objetivo de “ayudar a elegir” a Trump, según el Post.

La Casa Blanca de Obama comenzó entonces a debatir varias opciones para parar los pies a Rusia, y finalmente se decantó en diciembre por un paquete moderado de sanciones que incluía la expulsión de 35 diplomáticos del país.

Obama también aprobó otra medida que hasta ahora no había salido a la luz: la implantación de armas cibernéticas en la infraestructura rusa, “el equivalente digital de bombas que podrían ser detonadas” si la tensión bilateral aumentaba, según el Post.

Ese proyecto “estaba aún en una etapa de planificación cuando Obama abandonó el poder” el pasado 20 de enero, y “dependería de Trump decidir si se usa o no esa herramienta”, añade el diario.

Aunque muchos exasesores de Obama defendieron el manejo que la Casa Blanca hizo de la situación relativa a Rusia, también hay quienes se arrepienten de esa gestión.

“Es la cosa que me resulta más difícil defender de todo mi periodo en el gobierno. Siento como que nos atascamos” a la hora de actuar, dijo al Post un exfuncionario que estuvo implicado en el debate con Obama sobre Rusia.

 

En septiembre, fue el propio Obama quien advirtió en persona a Putin, en un encuentro que sostuvieron a solas, al margen de una cumbre a la que acudieron en China. Por último, el 31 de octubre fue enviado un mensaje a Moscú por un canal seguro, para avisar (por escrito) que cualquier interferencia en la elección del 8 de noviembre sería inaceptable.

Ese exceso de cautela por parte del presidente fue corregido cuando ya era demasiado tarde, al menos para evitar una derrota de “su candidata” Clinton. Finalmente, Obama autorizó las sanciones el 29 de diciembre: la expulsión de 35 espías rusos, el cierre de dos residencias diplomáticas rusas en Estados Unidos, y sanciones económicas contra los servicios secretos rusos.

En secreto, el ex presidente demócrata también autorizó una operación conjunta ultrasensible de la CIA, la NSA y el comando cibernético estadunidense: la implantación en la infraestructura rusa de un código malicioso latente que pudiera ser activado en caso de una escalada.

Según el Post, no hay ninguna indicación de que esta orden de Obama haya sido cancelada por su sucesor, Donald Trump.

 

Entre Noticias/Agencias

 

Sin comentarios

Responder